¿Tienes un perfil de Facebook? ¿Sabes lo que significan #, FF, TT, RT, MT? Enhorabuena, eres uno de los millones de usuarios de redes sociales que hay en el mundo.

Las redes sociales se han convertido a día de hoy en una de las herramientas y escenarios más prometedores a la hora de establecer una vía de comunicación empresa-cliente, pero también cliente-empresa, empresa-empresa, cliente-cliente y miles de combinaciones más.
Las posibilidades son prácticamente infinitas y permiten generar un diálogo que difícilmente hubiera sido imaginable.

Sin embargo, y a pesar de los beneficios potenciales de la presencia en redes sociales, también debemos ser conscientes de las necesidades específicas que conllevan estos entornos.

Si quieres conseguir los mejores resultados, generar diálogo con tus clientes y potenciales compradores y además mantener una buena reputación online que genere confianza, debes tener una estrategia.


No sirve con abrir un perfil de Facebook (Error 1: ¿sabes la diferencia entre un perfil y una página?), abrir una cuenta de Twitter y postear links erráticos de vez en cuando. Establecer una estrategia eficaz en social media implica conocer claramente:


  • Dónde estar presentes y porqué

  • A quién me dirijo 

  • Qué contenidos son los más adecuados

  • En qué tono debo dirigirme


Una vez tenemos una estrategia clara de qué debemos hacer, el proceso no termina con la puesta en práctica. Es necesario un análisis constante de las acciones llevadas a cabo para determinar qué hemos hecho bien y qué podemos mejorar. Solo así conseguiremos que nuestras acciones tengan los resultados esperados.